El documental que la Iglesia de la Cienciología no quiere que veas

LA CIENCIOLOGÍA PROMULGA UNA RELIGIÓN DEL DINERO DONDE LOS GRADOS SE ADQUIEREN MEDIANTE CONTRIBUCIONES. RECUERDA AL VATICANO DURANTE LA EDAD MEDIA PERO, ¿LA CIENCIOLOGÍA VIVIRÁ TANTO COMO PARA SER UNA RELIGIÓN SERIA, O ESTE DOCUMENTAL DE HBO ES EL ÚLTIMO CLAVO DE SU ATAÚD?




Un documental sobre la Cienciología producido por HBO se ha convertido en el documental más visto a poco de su estreno, sumando 1,7 millones de espectadores.  

La Iglesia de la Cienciología es un viejo favorito del internet. Mezcla extraña entre fanáticos religiosos y otakus de la ciencia ficción, sus adeptos no se caracterizan por ser autocríticos, pero sus campañas de desprestigio contra aquellos que atenten contra su doctrina son legendarias. Como respuesta a uno de estos ataques surgió el grupo de ciberhacktivistas Anonymous, y “la Iglesia” fue uno de sus primeros objetivos estratégicos.

Titulado Going Clear: Scientology and the Prison of Belief, el filme toma sus bases de un libro homónimo ganador del Pulitzer, escrito por Lawrence Wright, y una serie de testimonios de antiguos miembros de la Iglesia, así como footage comprometedor de algunas celebridades de Hollywood como Tom Cruise y John Travolta (la imagen de Travolta predicando sobre paz y comprensión enfundado en un traje de soldado es notable en sí misma).

Más que una crítica teológica, el documental centra sus ataques en el aspecto financiero y el carácter franquiciatario de la Iglesia: sobre las gestiones de David Miscavige, actual líder de la Cienciología, para chantajear a diversos miembros del IRS (Servicio de Recaudación Fiscal) para que su empresa tuviera estatus de Iglesia, una brecha legal que también ha explotado la Iglesia de Satán.

A pesar de que a muchos les parece un mal chiste de aficionados de Buck Rogers, la Cienciología es cosa seria, y los abogados que pueden comprar la fe son un auténtico milagro de Hubbard. Rápidamente emprendieron una campaña de desautorización del documental, argumentando que “se realizó sin pedir la versión de la Iglesia”. Pese a ello, y con una vocación envidiable, afirman su compromiso “con la libertad de expresión”, puntualizando que esta “no da carta blanca para emitir o publicar información falsa”.

En pocas palabras, se ha destapado la cloaca de otra secta más fundada por otro charlatan, como lo fue Hubbard, hay que destacar que este señor fue nada más y nada menos que uno de los discipulos del famosisimo "mago negro" Aleister Crowley, y uno de los que dio a cabo su proyecto llamado Babbalon (Babilonia) inspirado en la magia sexual de Crowley con el propósito de traer entidades interdimensionales a este plano, su obetivo principal del proyecto y detalles los mencionamos en el post: El Proyecto Babylon I y La mujer escarlata . Como siempre, los borregos lavados del cerebro que son miembros de sectas similares siempre responderan con agresión y negatividad a todo lo que ponga en tela de juicio sus creencias, así que si usted es parte de alguna de ellas, respire profundo y trate de abrir su mente a la posibilidad de estar equivocado por un minuto, sino se siente cómodo con lo que ve o escucha, creáme es un buen comienzo para empezar a cuestionar su salud mental y emosional...


No hay comentarios :

Publicar un comentario